Noticias - Actualidad

Álvarez-Díaz al mando de la Asociación de Constructores

Por: Nelson Gabriel Berríos/ Especial para Construcción

Al debutar con un nuevo nombre y enfoque, la Asociación de Constructores de Puerto Rico (ACPR) eligió como presidente al arquitecto Ricardo Álvarez-Díaz en una convención donde el gobierno anunció medidas alentadoras para la industria.

Los constructores acogieron con entusiasmo la aprobación de la Ley 2504 que les presentó el gobernador Alejandro García Padilla en la convención anual celebrada en el St. Regis Bahía Resort en Río Grande. Esta ley incluye unas mejoras al programa Mi Casa Propia, al que le garantiza un mínimo de $5 millones al año para ayudar al consumidor a dar un buen pronto al comprar su primer hogar.

“Recibimos con gran entusiasmo el compromiso del Gobernador de Puerto Rico de convertir en ley la legislación que extiende los incentivos de la Ley 68. De esta manera se reactiva la Ley 68 y, por consiguiente, los incentivos relacionados para los compradores cuyo término de vigencia había vencido recientemente”, expresó Roberto “Tito” Trápaga, el presidente saliente de la Asociación de Constructores de Hogares (ACH) que ahora se transformó en la ACPR 

SI TE INTERESA: Estrena la primera pantalla 3D Cinema LED

Algunas de las mejoras a la Ley de Mi Casa Propia es que aumenta el valor de las casas que cualifican para el programa, del actual que es $200,000 al nuevo tope de $299,000. Igualmente la cantidad que se le daba para el pronto tenía un máximo de $6,000 (un 3% del costo de la casa) y ahora podrá ser hasta $10,000 (un 4% del costo de la vivienda).

En cuanto a la Ley 68, esta provee exenciones del Centro de Recaudaciones de Ingresos Municipales (CRIM) sobre pagos de aranceles y sobre ganancias de capital los compradores de vivienda nueva por los primeros cinco años tras comprar la misma. Esos incentivos no habían estado disponibles los pasados meses.

Evolución de la Asociación

En la convención, Trápaga y el expresidente de la ACH Hans Moll presentaron las razones para la transformación de la organización. Una de estas es adaptarse a la realidad del mercado de la construcción, en el que han mermado proyectos de vivienda, pero se ha intensificado la construcción de hoteles y se contempla más en las áreas de desarrollo comercial, industrial, de energía y aeroespacial.

SI TE INTERESA: Usarán capacete rosado por el cáncer de seno

Así, la ACPR tendrá cuatro pilares: construcción en los sectores de vivienda, industrial, comercial y turismo. Aunque se proponen proteger y fomentar inversión en el mercado de los bienes raíces, también aplicarán el conocimiento adquirido como constructores de hogares a través de todos los otros sectores de la construcción. 

Por su parte, el nuevo presidente de la ACPR, Álvarez-Díaz, agradeció el voto de confianza de la Asociación al indicar que “la elección de un arquitecto es una demostración clara de la evolución de nuestra Asociación. Me siento sumamente orgulloso de que me hayan elegido como su nuevo Presidente. Ciertamente la industria enfrenta muchos retos. El reto principal es el demostrar la importancia que tiene la construcción como el pilar del resurgir económico de Puerto Rico. Mi gestión es de educación y estará cimentada en la integración y la unificación”.

Álvarez Díaz, al plantear que es evidente la necesidad de desarrollo económico de la Isla, aseguró que “no podemos esperar que nadie nos resuelva los problemas. Por ello, hay que impulsar la industria de la construcción de una manera creativa e innovadora. Tenemos que actuar, tenemos que ser líderes y tener enfoque. Mediante el desarrollo de hogares seguros y accesibles, de renta o venta, hasta el desarrollo de obras de turismo, industriales y comerciales – la Asociación de Constructores de Puerto Rico estará inmersa activamente en la conversación y en el desarrollo de estrategias que impulsen el crecimiento económico de nuestra Isla”.

SI TE INTERESA: Alejandro Abrams, presidente de la Asociación de Contratistas Generales-PR 2019